Censorship in Cuba – Censura en Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Archives

Publicado el sábado, 08.31.13

¿Hacia dónde va la ‘reforma’?
MARIA C. WERLAU

La “actualización del modelo” cubano reconoce el fracaso del proyecto
socialista, pero no es ruta hacia una sociedad próspera ni democrática.
Pretende garantizar la supervivencia de la alta dirigencia y el traspaso
de mando dinástico y militar a manos de los Castro Espín.

Los llamados “lineamientos” reformistas emanan de cuidadoso estudio por
comisiones de expertos al mando del aparato de inteligencia. Se aplican
bajo dirección centralizada, con coherencia y gradualmente para asegurar
su viabilidad. Se gana tiempo para generar mayores ingresos externos que
permitan mantener el pleno control en manos de la actual nomenklatura.

Emerge un totalitarismo light con capitalismo de estado que no supone
cambios significativos en el marco legal ni en las estructuras de poder.

Las “reformas” económicas son selectivas, siempre con costo/beneficio a
favor del régimen y manteniendo el control exclusivo del Estado sobre
todo sector estratégico. Las actividades económicas independientes
permitidas buscan satisfacer necesidades materiales básicas y contener
exigencias de cambio estructural. Es la élite cívico-militar la que
transforman en nuevos empresarios capitalistas que buscarán preservar
sus privilegios.

El “modelo autóctono” depende de fuentes externas de ingreso. Venezuela
aporta alrededor de $10 mil millones anuales. La exportación de
trabajadores temporales llega a 70 países y devenga enormes y crecientes
ingresos –$7.7 mil millones en el 2011. La diáspora aporta, se estima,
$5 mil millones anuales con remesas, viajes y otras ayudas, cifra que
sube exponencialmente con el masivo éxodo que induce la nueva ley
migratoria.

El turismo aporta $2.5 mil millones (2011) y se impulsa a todo nivel. Se
obtienen más ayudas humanitarias de gobiernos y organismos
internacionales hacia las misiones médicas en países pobres y
organizaciones “no gubernamentales” del estado (ej. Cenesex). Se busca
inversión extranjera selectivamente con participación mayoritaria de
empresas militares. Se accede a financiamiento externo con todo tipo de
manejos.

La opinión mundial se manipula con métodos tradicionales –propaganda y
operaciones de inteligencia e influencia dirigidas a la prensa
internacional, sectores académicos, organismos internacionales y
gobiernos. Los apuntala una enorme participación cibernética. Proyectan
un país más abierto y progresista en vías de transición con paso de
mando generacional y cara civil. Abandonan la ideología
marxista-leninista salvo en consignas para legitimarse y en lo legal
para reprimir la disensión.

En Venezuela se mantiene la eficaz y numerosa presencia cubana. La
diplomacia médica se despliega a países que pagan más y acceden a
invertir o prestar (ej. Qatar y Arabia Saudita). Se firman acuerdos de
cooperación bilaterales especialmente con países europeos. Se empuja la
unidad latinoamericana subordinada a Cuba y se continúa controlando la
agenda de organismos internacionales. Finalmente, se estrechan
relaciones con países afines –Rusia, China, Irán, Norcorea, Angola,
etc.– que aportan recursos escasos.

Para mantener el control, las refinadas aperturas internas
cívico-políticas dejan al régimen ganando (ejemplo: la reforma
migratoria). La represión se hace más sofisticada con cambios
legal-jurídicos y tecnología (ejemplo: nuevas cédulas de identidad con
capacidad biométrica). Se ejerce la violencia quirúrgicamente contra los
opositores más militantes y vulnerables. Sutiles tácticas propulsan la
falsa transición; el manipulado discurso de la “reconciliación” y la
emergencia de una “oposición” fabricada son ejemplos.

La prensa internacional se controla con la tradicional censura/chantaje
para continuar reprimiendo con impunidad y vendiendo al mundo las
“reformas”.

Internacionalmente, la estrategia cubana está triunfando. Internamente,
su avance depende de los recursos externos. Está en vías de lograr su
cometido, especialmente si la oposición dentro y fuera de Cuba continúa
dispersa, desunida y sin visión estratégica para desarrollar un sólido
proyecto de transición, propiciar un movimiento social amplio e
incrementar su efectividad internacional.

Source: “¿Hacia dónde va la ‘reforma’? – Séptimo Día –
ElNuevoHerald.com” –
http://www.elnuevoherald.com/2013/08/31/1556581/hacia-donde-va-la-reforma.html

Tags: , , , ,

Leave a Reply